Mariel Hawley, una nadadora de récord que transforma vidas

La nadadora mexicana de aguas abiertas Mariel Hawley conoce su poder y lo ha usado también para mejorar la vida de otras personas.

Mariel Hawley
Mariel Hawley, nadadora de aguas abiertas, escritora y conferencista. Foto: Cortesía

CIUDAD DE MÉXICO. Como nadadora de aguas abiertas, la mexicana Mariel Hawley tiene una lista de hitos históricos, pero también una visión muy clara de que el deporte salva vidas -de modo literal y figurativo-, que a través de él es posible transformar el mundo y que para alcanzar un objetivo es necesario soñar, pero luego hay que trabajar muy duro.

“A los 12 años escuché por primera vez, por mi abuelo, sobre el Canal de la Mancha y lo que significaba nadar. Él me contó que tuvo que cruzarlo para salvar su vida cuando fue soldado en la segunda guerra mundial. Así me convencí de que algún día yo también lo lograría. [...] Pasaron 30 años de mi vida para que pudiera lograrlo, pero fueron 30 años en los que me dediqué a estudiar, a trabajar, a reunir los recursos necesarios, [...] para que un día pudiera estar lista y poder cumplir mi sueño”.

Mariel encontró en la natación de mar abierto un camino que la ha llevado a ser una de las mujeres más reconocidas de México por las hazañas que ha logrado en este ámbito, ya que es la primera mexicana en completar los retos Tres Coronas, Siete Mares y en nadar el Canal de Catalina. Ha roto dos récord Guinness por el nado del Estrecho de Tsugaru y el cruce cuádruple del Canal de la Mancha.

Y así como en el mar ha vivido los mejores años de su vida, también ha pasado los momentos más difíciles. Las aguas le han enseñado a soñar, a retarse a sí misma, a cruzar retos y adversidades, y a sanar.

Cursa la eClass: Autoconocimiento y poder interior

“Aprendí a nadar muy pequeña porque creo que mis padres entendieron que nadar era mucho más que una forma de sobrevivir en el agua”, recordó Hawley en entrevista para Dalia Empower, el proyecto de educación continua especializada en el desarrollo de life skills -las llamadas habilidades blandas-, inclusión, diversidad y equidad de género.

En su infancia vivió muchas vacaciones en las playas de Acapulco, lo que hizo que poco a poco naciera en ella una curiosidad intensa por el mar.

“Durante muchos años de mi vida el mar tuvo un sentido lúdico, un sentido de aventura, de fantasía; fueron los mejores momentos de mi vida y creo que eso me llevo a encontrarme con el mar quizá de una manera distinta de lo que muchas otras personas más lo hacen, porque tuve la oportunidad de convivir con él también en mis mejores momentos”.

Ese sentido lúdico dio paso más tarde a un sentido de vida, pues adar le salvó la vida, según sus propias palabras. También se convirtió en un propósito: cambiar vidas, pues cada brazada que ha dado es con causa a través de su proyecto Quiero Sonreír, que fundó en 2006 y ha beneficiado con cirugías y tratamientos a cientos de niños que padecen labio y paladar hendido, así como cáncer.

También cursa la eClass: Reconoce y cuenta tu historia en RRSS

También es directora de la asociación civil Queremos Mexicanos Activos, cuyo objetivo es fomentar la actividad física como parte integral de la salud de las personas.

Y si esto todavía fuera poco, ha escrito dos libros sobre desarrollo personal con base en sus experiencias, aprendizajes y el desarrollo de life skills -las llamadas habilidades blandas- que ha logrado para ser una exitosa nadadora de aguas abiertas.

Más allá de los mares que he cruzado de forma física, también han sido mares emocionales

Mariel Hawley

Entre el mar y el cielo

María Elvira Hawley Dávila nació en la Ciudad de México el 23 de noviembre de 1968. Su familia decidió llamarla Mariel, desde que ella era muy pequeña, como una contracción de sus dos nombres. Hawley tiene un cariño muy especial por ese nombre porque por la manera en que suena, ella lo asocia con las palabras mar y cielo, dos cosas que, por obvias razones, han sido parte fundamental de su vida.

Además de nadadora de aguas abiertas y activista del deporte, Mariel es conferencista y abogada. Igualmente ha sido hija, esposa, hermana mayor y madre. Quizá su actividad profesional ha sido la menos visible al público, pero para ella es también trascendental.

“Uno nunca deja de ser su profesión. Sigo siendo abogada, pero ahora me desempeño como directora de la asociación civil Queremos Mexicanos Activos, que se dedica a fomentar la actividad física como parte integral de la salud de las personas", dice y agrega que en ese rol puede unir sus grandes pasiones: el deporte y el derecho.

Por su actividad como nadadora de aguas abiertas, nunca ha recibido una retribución económica, pero esta disicplina tienen un valor inconmensurable para ella y la considera una de las herramientas más poderosas en su vida.

“Nadar para mí ha sido mi tabla de salvación; ha sido una herramienta muy poderosa para detenerme de ella en los momentos más complicados de mi vida; en los momentos en que necesito motivarme e inspirarme para seguir adelante; en los momentos en que necesito sacar la angustia, el estrés, en situaciones de vida que te generan emociones de incertidumbre, de soledad, de tristeza, de dolor".

Lee más: Gretta Hernández, la artista que superó el cáncer de mama con la lente de su cámara

7 habilidades de vida de una nadadora de aguas abiertas

Hawley cuenta que ella cultivó y desarrolló siete habilidades de vida o life skills claves para luego aplicarlas en su disciplina deportiva.

  • Disciplina. Ser una persona disciplinada es un trabajo de todos los días. No es magia; es voluntad.
  • Perseverancia. Se trata de no dudar de tu objetivo y hacer todo lo necesario para lograrlo.
  • Dedicación. Es saber que lo que estás haciendo, lo estás haciendo por tu propia voluntad y con gusto.
  • Tolerancia. Ser tolerante en todos los ámbitos de la vida y ante las personas.
  • Adaptación. Es fundamental saber adaptarse a los cambios y a nuevas circunstancias y sobre todo que esa adaptación genere crecimiento y fortaleza.
  • Resiliencia. Es algo que tienes que ir construyendo ante las dificultades y las pérdidas, implica entereza y sabernos capaces de que podemos superarlas.
  • Inteligencia emocional. Es aprender a gestionar nuestras emociones y no dejarnos llevar por ellas.

Lee también: Así pueden los mexicanos fortalecer sus habilidades para un mejor empleo

“Estas herramientas no son de deportistas, pero sí las aplicas en el deporte y ¡qué bien! Porque si llevas nadando nueve horas y media y según tú ibas a llegar en nueve horas; y es hora en la que no ves la costa desde el punto en el que estás; y además está nublado, hay mucho oleaje y mucho viento. Pues hay que adaptarse; hay que tener tolerancia primero con uno mismo. Tienes que darte cuenta de que estás ahí por gusto, que tienes que disfrutarlo y que no puedes darte por vencido”.

Recomendamos leer: Habilidades de vida, invisibles en la educación básica en México

La infancia nos abre muchas oportunidades de soñar y ahí fue donde encontré al mar

Mariel Hawley

Mujeres por sus sueños y sin rendirse

Para Mariel es fundamental que las mujeres sueñen y lo hagan en grande, aunque es consciente de que ellas hoy, en pleno siglo XXI, siguen 'nadando' a contracorriente.

“Estamos en un punto en que las mujeres tenemos que seguir soñando con todos aquellos objetivos que podamos realizar, tenemos que soñar sin miedo, tenemos que soñar en grande, muy grande. Sabiendo que vamos a necesitar mucha paciencia, mucha dedicación, mucha disciplina, mucho compromiso y mucho esfuerzo”, menciona.

Y anque sabe que el desarrollo de las mujeres y el liderazgo femenino tienen aún bastante trecho que recorrer para ser una realidad, advierte convencida que ninguna mujer debe claudicar a ningún sueño.

Lee más: La futbolista ‘Vero’ Boquete desarrolló la resiliencia en una cancha

“Como mujeres pareciera que hemos tenido más obstáculos, que hemos tenido más adversidades, que nos ha costado más trabajo llegar a nuestros objetivos. Muchas quiza podrían decir: Esto no es para mí, mejor hasta aquí. Y yo creo que ese es un camino que no debemos tomar".

Para Mariel, el camino que las mujeres deben tomar es uno de constante construcción que las fortalezca y que les permita apoyarse de forma mutua.

“Debemos hacer un alto en el camino, voltear para atrás y ver quién se está quedando y decir: Ven, te doy mi mano, caminemos juntas. Creo que eso es algo que nos va a dar mucha fortaleza como género para seguir siendo lo que somos: mujeres con todas las capacidades para seguir creciendo sin miedo; para seguir dando pasos al frente en espacios en donde, a lo mejor, no estábamos hace algunos años y hoy nos vamos abriendo camino".

Tenemos que soñar, sabiéndonos poderosas y vencedoras

Mariel Hawley

El camino de las mujeres también debe tener otro elemento muy poderoso, de acuerdo con Hawley: la educación. Y eso incluye la eduación formal, pero también la informal que ofrecen libros, talleres, programas, etcétera.

Por esa razón, ha escrito dos libros, pues a través de ellos busca compartir su experiencia y aprendizajes a otras mujeres que pueden echar mano de ello para cambiar sus vidas. Actualmente cuenta con dos libros Días Azules y Corazón de Mar. Sobre este último, Hawley está trabajando en la segunda edición, la cual próximamente estará disponible de forma impresa. Ambas publicaciones, no obstante, están disponibles de manera virtual.

La herramienta más poderosa que puede tener una mujer es un libro y un lápiz; en cualquier parte del mundo o circunstancia

Mariel Hawley

Artículos Recientes

December 7, 2022

Las 2 mexicanas que la BBC ha incluido en las 100 mujeres influyentes e inspiradoras 2022

December 7, 2022

3 claves de Santander México para cerrar la brecha de género en el sector financiero

December 5, 2022

La campaña de Navidad que la está rompiendo con inclusión y empatía

Etiquetas

Redes Dalia

logo dalia

Un proyecto global de educación continua que apoya a las mujeres a alcanzar sus metas personales y profesionales.

Suscríbete al newsletter

Recibe en tu correo el contenido que informa, inspira y te conecta con mujeres de nuestra comunidad