¿Quieres regresar al mundo laboral? Construye tu nueva versión y arma tu elevator pitch

Generar tu elevator pitch personal es una gran herramienta no solo para reconfigurar esa nueva versión de ti misma, sino para posicionarte mejor en el mercado laboral.

Elevator Pitch Shutterstock
Foto: Shutterstock

Existen diferentes épocas de las personas y algunas de ellas llevan a las mujeres a alejarse de la vida laboral y de su ámbito profesional. Puede ser que te dedicaste a tus hijos o quizá emprendiste algo que no se relaciona con tu carrera; o viviste fuera del país por razones académicas, personales o laborales tuyas o de tu pareja.

Es verdad que, durante esas etapas, tu carrera deja de crecer de manera lineal; no obstante, te permiten aprender sobre ti misma y desarrollar habilidades, blandas o duras. Como consecuencia, aunque de manera indirecta, sí desarrollas tu perfil y puedes regresar siempre al mercado de trabajo si lo deseas. La clave está en observar, descubrir y valorar todo lo que has desarrollado para poder reconstruirte y crear la nueva versión de ti, lista para adaptarse, aprender y aportar.

Generar tu elevator pitch personal es una gran herramienta no solo para reconfigurar esa nueva versión de ti misma, sino para posicionarte mejoren el mercado laboral. Un elevator pitch es una presentación de tu persona o de tu negocio que debe durar lo que dura el desplazamiento de un elevador de un piso a otro, es decir, en un breve lapso de tiempo; se considera que debe ser en alrededor de 30 segundos.

Cursa en Dalia Empwer la eClass: Cómo crear el CV y perfil de LinkedIn perfectos

6 pasos para construir tu Elevator Pitch

  1. Conoce (Who, What, How) hacia afuera y hacia adentro. Conoce el quién, el qué y el cómo del entorno; qué te gusta y por qué quieres el puesto. Conoce también lo que hay en ti que puede sumar y también lo que debes de desarrollar. Investiga y descubre la competencia (personas o negocios) y reconoce tus fortalezas y tus debilidades para cada puesto y empresa.
  2. Especialízate y define qué ofreces. Posiblemente no tienes un cierto número de años “lineales” de carrera en ese tema, pero has aprendido de tu entorno, de tus labores diarias, cursos que pudiste tomar y, te puedo asegurar, que te has enfrentado a problemas. Ya sea adaptarse a vivir en otro país, aprender a educar a tus hijos y el networking con otras mamás o maestras de la escuela. En todas estas experiencias te has enfrentado a situaciones de conflicto y resolución de problemas. Todo esto suma.
  3. Actualízate siempre, siempre… suma. Si bien lo que has hecho en estos años te ha permitido aprender y desarrollar habilidades nuevas, también sabemos que estudiar y actualizarse nunca resta. Estudia diplomados, una maestría, cursos presenciales o en línea sobre tu área profesional. Hay mucha información de valor en línea, desde alternativas sin costo en video, audio o documentos escritos, hasta cursos pequeños, diplomados o maestrías. Toma varios, todos o uno; mantente actualizada.
  4. Construye sobre tus ventajas, experiencia, habilidades, estudios y experiencias. Desarrolla de tres a cinco mensajes (cortos, concretos, reales y poderosos) para el puesto o sobre tu modelo de negocio, para presentar tu idea o hacer tu presentación. Diferencíate; sé honesta con las cualidades que tienes para lograrlo y preséntate (y conoce las áreas de oportunidad que tienes).
  5. Arma tu elevator pitch con estas características: Creativo, asertivo, acorde al tiempo, y adaptado al público o a la persona a quien se dirige. Ofrece algo sobre lo cual esta audiencia te recuerde. Crea una historia, genera un momento de recordación o presenta una idea disruptiva. Anticípate a las preguntas que puedan surgir y prepara respuestas rápidas para responderlas.
  6. Practica, practica, practica… En el espejo, en el coche, grábate en audio y en video. ¿Te convencerías a ti misma? ¿Qué falta por mejorar? ¿Cómo percibes tu lenguaje corporal? Sé concreta, puntual y ofrece fundamentos reales. Evalúate y mejora.

Recomendamos leer: Razones por las que debes manejar tus redes sociales de manera más profesional

Si tienes la convicción de retomar tu carrera, acompañada de la pasión en tu profesión, la responsabilidad por asumir, la voluntad de aprender aquello que falte y el deseo de continuar con tu carrera, regresarás al mercado laboral. Estoy segura que sí. Puede costar un poco más, pero has logrado muchas cosas en este “inter”; dales el valor que tienen. Recuerda que todos tenemos caminos diferentes; construye el tuyo y… hacia adelante.

En Dalia también puedes cursar la eClass: eClass: Síndrome de ‘burnout’ y estrés · ¿Cómo identificarlo y combatirlo?

* (Las opiniones expresadas por la autora de este espacio no representan la visión ni la postura de Dalia Empower)

Artículos Recientes

7.6.2022, 10:39

15 datos sobre la inclusión financiera de las mujeres en México

7.5.2022, 11:24

Alicia Arias, una 'velocista' financiera que abre la pista a otras mujeres

7.5.2022, 7:33:

La futbolista ‘Vero’ Boquete desarrolló la resiliencia en una cancha

Redes Dalia

logo dalia

Un proyecto global de educación continua que apoya a las mujeres a alcanzar sus metas personales y profesionales.

Suscríbete al newsletter

Recibe en tu correo el contenido que informa, inspira y te conecta con mujeres de nuestra comunidad