Tamara Chayo, la estudiante mexicana que creó trajes médicos anticovid reutilizables

La burocracia es el gran obstáculo para iniciar un negocio, dice Tamara Chayo, reconocida como una de las mejores emprendedoras de México.

tamara_Chayo_cortesia.format-jpeg.jpg
Foto: Cortesía

CIUDAD DE MÉXICO. Tamara Chayo Romo aún es estudiante, pero eso no la frenó para crear su propia empresa, MEDU Protection, con la que ayuda al personal médico a enfrentar la escasez de material protección contra el virus de COVID-19 de una manera sostenible para el medio ambiente. Hoy, es la segunda mejor emprendedora mujer de México, de acuerdo con el listado E-100 de la Asociación de Emprendedores de México.

Cuando inició la pandemia, algunos de sus tíos, primos y otros conocidos estaban en la primera línea de atención sanitaria y no contaban con el material suficiente de protección debido a una escasez mundial. Entonces, la estudiante de Ingeniería Química, en la Salle, se propuso hallar una solución.

Cursa en Dalia Masters: Skirt the rules: de emprendimiento a Unicornio, con la primera mujer en hacer de su startup un 'unicornio' en AL, Silvina Moschini

Tamara contó en entrevista con Dalia Empower que, dado que siempre se ha movido entre laboratorios e investigaciones, no tardó en recordar uno de sus trabajos en específico dentro de un cuarto de contención biológica y cómo en esos espacios existía un material que podía ser utilizado para confeccionar trajes de protección efectivos.

"Trabajé en un cuarto de contención biológica en un laboratorio y estos cuartos tienen una tela que evita que salga la bacteria o el virus. En ese momento dije: ¿Por qué no usamos esa tela para que, en lugar de que no salga [el virus], no entre?", narró a News+Media, la plataforma de información y noticias de Dalia sobre mujeres, igualdad de género, inclusión y diversidad.

Con esa idea en mente, llevó a cabo una investigación para comprobar que la tela funcionaba. Pasó la prueba. Luego integró un equipo para recaudar dinero y confeccionar los trajes que serían donados al personal médico.

Lee también: 5 emprendimientos femeninos que están construyendo un mundo mejor

Tras un tiempo, personas de su equipo propusieron constituir una empresa formal que lograra ser rentable mientras continuaba donando. Así llegó el verdadero reto: la burocracia mexicana.

“Fue difícil la transición burocrática porque es difícil. En México no existe algo así como social enterprise [la figura de la empresa cuyo objetivo es social, pero tiene métodos de la iniciativa privada; en México estas organizaciones enfrentan varias barreras], entonces es más complejo. Solamente nos enfocamos en la parte de volvernos una empresa”, indicó.

“Cuando me preguntan, siempre, cuál ha sido la parte más difícil que hemos enfrentado, ha sido la parte burocrática porque lamentablemente con todo esto de la pandemia, todo esto se ha atrasado mucho, todo se vuelve más complejo, se vuelve muy lento. Entonces nosotros empezamos a tener esta complicación de estamos en números rojos y ni siquiera hemos iniciado”, afirmó la joven fundadora.

En diciembre pasado, la ASEM presentó la primera edición del listado E-100 Los 100 Emprendedores de México, una iniciativa con la cual reconoce a 100 emprendedoras y emprendedores de alto impacto positivo en sus comunidades.

La fundadora de Medu Protection se ubica en la posición 6 del listado general y es la segunda mujer en el Top Ten.

Cursa en Dalia Empower el Programa ADN: Detona tu verdadero potencial

El desafío de ser empresaria

Chayo sonrió al escuchar la pregunta que buscaba conocer si en algún momento pensó en convertirse en empresaria. Respondió que aunque siempre ha sido muy curiosa y ha estado en diferentes proyectos, siempre contempló que se enfocaría al área totalmente ingenieril. No obstante, descubrió que en el emprendedurismo ha podido unir las áreas que más le interesan y en las cuales les gusta desarrollarse.

“Soy una amante de laboratorio, soy una ratita de laboratorio, pero también me gusta estar con mis compañeros, ser líder y, al final, el emprender se conjuntó con ambas áreas que me fascinan y se volvió lo que es, pero nunca pensé que dentro de la escuela, tomando en consideración que en ese entonces, hace un año, estaba a mitad de la carrera; es muy impactante para mí que ahora estoy emprendiendo y tengo mi empresa”, afirmó.

Te puede interesar: Las habilidades para impulsar tu emprendimiento en 2021

Sin embargo, su negocio, que actualmente está integrado por siete personas, enfrenta retos. Uno de ellos es la "cultura" de lo desechable, de la cual las personas no se quieren desprender y que está muy lejos de lo que ofrece MEDU Protection, cuyas indumentarias pueden reutilizarse hasta 50 veces. “Ha sido bastante difícil, no lo voy a negar, porque en México y no solamente en México, a nivel internacional, estamos muy acostumbrados al 'quita pon', a desechar”, indicó.

Pese a ello, observa que el reto de posicionar esta nueva cultura en materia de trajes de protección es esperanzador al buscar romper paradigmas empresariales y sanitarios. “Ha sido desafiante en todo sentido: emocional, físico, mental; lo he disfrutado bastante, se le sufre como todo emprendedor […] estamos rompiendo los paradigmas de una empresa o un hospital que a quizá tiene 100 años de tradiciones [con el uso de material reutilizable]”, aseguró.

Artículos Recientes

Si desarrollas life skills, las empresas pueden pagar hasta 30% más por tu talento

Así trabajan las y los 9 ganadores de Mente Mujer Dalia Empower por la equidad de género

9 de febrero de 2024

Vivir Quintana, Nike y 7 proyectos más reciben el reconocimiento Mente Mujer Dalia Empower

8 de febrero de 2024

3 life skills para una relación de pareja sana y exitosa; ¿las tienes?

logo dalia

Women shaping the future of leadership.

Suscríbete al newsletter

Recibe en tu correo el contenido que informa, inspira y te conecta con mujeres de nuestra comunidad