Inspiring Women

Q&A Inspiring Women: Arussi Unda, vocera de Las Brujas del Mar


crop.jpg
Fotografía: Cortesía

Para esta feminista radical, como Arussi Unda se autodenomina, su poder radica en las mujeres que le rodean.

Suscríbete a nuestro newsletter

CIUDAD DE MÉXICO. Arussi Unda, vocera de la colectiva feminista Las Brujas del Mar, fue nombrada una de los 100 personajes más influyentes en el mundo este 2020 por la revista Time.

En nuestro podcast Dalia Talk, platicamos con la líder de la colectiva feminista jarocha, una de las responsables de la convocatoria al paro de mujeres del pasado 9 de marzo en México, que sentó un precedente en el país.

El feminismo fue el tema principal de este episodio del podcast de Dalia Empower.

Durante el segmento final del programa titulado Para quienes dudan de ser feministas, Arussi respondió el Q&A Inspiring Women, un cuestionario diseñado para conocer de manera más personal a las invitadas e invitados.

Lee: Dos mexicanas designadas entre las 100 personas más influyentes 2020

Esto es lo que compartió...

Las tres palabras que te definen:

Necia, intensa, inteligente.

¿Qué ha hecho por ti el feminismo y qué has hecho tú por el feminismo?

El feminismo, aunque suene súper cursi, me salvó la vida. Me enseñó a tener una mejor relación conmigo misma; empezando desde ahí.

Yo siempre lo digo: la sororidad empieza con una misma. Es perdonarte todo lo que ha pasado; perdonar tus relaciones con otras mujeres.

Me ha enseñado a relacionarme de una manera mucho más sana con las mujeres, de ver a las mujeres de manera distinta. Eso ha quitado mucha carga de encima, muchas inseguridades... Ya sabes, como eso de compararte con otras. Estar en una competencia eterna con otras mujeres es muy difícil y creo que es una de las cosas que más trabajo me costó: sacudirme, y me sacudo a diario.

Puedes tomar la e-Class de Dalia Empower: Perspectiva de género

También a identificar el abuso; identificar la violencia porque yo sí venía arrastrando relaciones que no eran sanas, con hombres. Por así decirlo, porque soy heterosexual y eso hace más complicado todo [risas]. Pero tengo más identificada la violencia y ha hecho que tenga relaciones más sanas en todos los aspectos.

De inicio, que voy volada y quedo debiéndole mucho al movimiento. Creo que no he hecho suficiente por el feminismo, pero lo que puedo. Estoy intentado ser la mujer que yo hubiera querido encontrarme hace tiempo.

Quiero acercarme a mujeres más jóvenes. Incluso tengo frenado este proyecto, pero nos encantaría hacer algo con niñas porque hay un colectivo muy bonito, en Colombia, que se llama Princesas Menstruantes, y justamente hacen campamentos para niñas que están en edad de que tendrán su primera menstruación y les dan un chorro de información.

Quitan todo el estigma para que la reciban [la menstruación] con gusto y no como si fuera un castigo. Algo así estaría súper chido porque creo que el feminismo sí te cambia la forma de verte a ti misma, a las demás, y te ahorras muchos malos ratos.

Consulta toda la oferta de educación continua de Dalia para mujeres líderes

Me gustaría hacerlo más accesible para más mujeres y para niñas, sobre todo.

Estoy súper comprometida con la lucha; estudio y trabajo todos los días. Yo creo que seguir abriendo más puertas para más mujeres y seguir abriendo más redes. A final de cuentas, las redes de mujeres salvan vidas y es en lo que estamos bastante volcadas: en crear redes de mujeres.

Lee más: Perspectiva de género es un espejismo en el Presupuesto 2021

¿Cuál es tu mayor batalla interna y cómo la libras?

Yo creo que no ser tan dura conmigo misma; que no venga con el síndrome del impostor. Porque a final de cuentas a ves a tantas compañeras trabajándole mucho antes que nosotras y de repente el foco se nos pone encima.

Por ejemplo, con este nombramiento de Time... uff. Yo le decía a mi mamá: “¿Será que soy la única persona que lo sufre? ¿Será la única de esos 100 que está sufriendo el nombramiento?”.

Porque de verdad me venía ansiedad. Pero al mismo tiempo como que me recuerdo a mí misma: "Ey, a las mujeres nos cuesta trabajo tener este tipo de espacios y más siendo feministas, y más desde un feminismo radical”.

Entonces, trato de no ser tan dura conmigo misma y me ando palmeando la espalda yo sola, porque aparte las palabras que a mí me dicen, no me las creo. Necesito empezar a creérmela. Ésa mi batalla eterna personal.

Entérate: El colectivo feminista Las Tesis, entre las personas más influyentes de Time

¿Cuál es tu poder y cómo lo usas?

Yo creo el poder que tengo es a las mujeres que tengo alrededor. La verdad es que son inspiración; son mi gasolina. Porque yo no puedo dar paso atrás. Tengo un compromiso muy fuerte con esta causa y aparte tantas mujeres a lado de mí diciéndome: “´Órale, vamos”.

Yo creo que ése es mi súper poder: que no estoy sola y me sé acompañada de un ejército de mujeres que están imparables, entonces no puedo parar.

Escucha el podcast completo con Arussi Unda: Para quienes dudan de ser feministas