El día que el sueño se hizo realidad. ¡Bienvenidas!




Llegó el día tan esperado por todos.  Llevamos varios meses preparando con mucho cariño y cuidado lo que será un gran acontecimiento para la mujer mexicana. Iniciamos formalmente el primer Programa ADN en Dalia Empower, centro de formación único e innovador que busca acompañar y potenciar el liderazgo de las mujeres que quieren ser parte de una auténtica transformación personal con impacto social.

Eleanor Roosevelt decía:  El futuro pertenece a quienes creen en la belleza de sus sueños, y eso es precisamente lo que queremos hacer en Dalia Empower.  Buscamos hacer realidad los sueños de muchas mujeres valientes que quieren escribir una historia diferente de su rol en la sociedad mexicana. Mujeres que quieren decir:  si se puede influir y vivir en un México más incluyente y más humano.

Dalia Empower ha venido al mundo para mostrar el rostro de la mujer del siglo XXI.  Un rostro que es capaz de crear, transformar, dirigir, construir, acompañar y motivar para ser y vivir en una sociedad diferente.  Un rostro que vio la luz y se inspiró en su Fundadora Gina Diez Barroso, una gran mujer que con su vida y trabajo ha cambiado la historia, y junto con su equipo dejar un verdadero legado para nuestro país. 

Hace solo unos meses, Dalia Empower era apenas una idea, hoy es una realidad, un gran acontecimiento que marcará la diferencia.  No exagero al afirmar, que México será diferente, porque Dalia transformará las mentes y los corazones de mujeres que toman decisiones y ocupan posiciones relevantes en distintas organizaciones.  Lo veremos muy pronto, en 10 semanas, porque este grupo de 40 mujeres que hoy inician la formación Dalia, verán en sus personas un antes y un después. Verán cómo sus vidas irán teniendo un matiz distinto, un cariz lleno de luz, de esperanza y de oportunidades.  

Como dice Gina Diez Barroso: El poder lo tiene cada una dentro, nadie tiene que dártelo, y en Dalia te ayudamos a fortalecerlo.”  Ese poder las llevará a volar muy alto, a mostrar la mejor versión de sí mismas, a expandir su saber y su capacidad creando un futuro junto con otros, y a sentirse dichosísimas de ser mujeres.  

Hoy es un día para celebrar porque todos ganaremos cuando todos seamos Dalia. Especialmente es un día para agradecer a quienes empezaron por hacer lo necesario, luego lo que es posible y de pronto se encontraron haciendo lo imposible.  Dalia Empower ya es una realidad dejará tal huella  en hombres y mujeres que siempre será el lugar al que se querrá volver.