Las mujeres en el fútbol

Entré a la oficina de mi profesor un poco confundida, no sabía para qué me había citado cuando me dijo: “podrás asistir al diplomado de fútbol que tanto quieres, la universidad te becará”. No lo podía creer, el fútbol siempre ha sido mi pasión y me ilusionaba aprender más sobre él y el impacto que tiene en la política, en la cultura, la economía y el entretenimiento a nivel local y mundial. Ansiaba el día en que empezara clases pero nunca imaginé lo que me esperaba.

¿Quién estudia un diplomado de fútbol? ¿Qué no sabes que ese deporte es de hombres? ¿Estás consciente que serás la única mujer en el salón de clase? Éstas y más preguntas me hacían mujeres y hombres cercanos a mí. Frustrada, intenté ignorar los cuestionamientos negativos. Pensaba que estas personas no sabían sobre el fútbol y mucho menos sobre la capacidad que tenemos las mujeres a estudiar lo que nos apasiona.

Si revisamos la historia del fútbol, es verdad que los jugadores, los analistas, los periodistas deportivos y la mayoría de los aficionados son hombres pero ¿por qué no cambiar? ¿Por qué una mujer no puede ser parte de este deporte? Decidida en aprovechar al máximo la gran oportunidad que me ofrecía mi universidad, asistí a la primera sesión del diplomado.

Cuando llegué al salón, efectivamente la mayoría de los alumnos eran hombres. Al principio fue complicado porque no creían que realmente tenía conocimiento sobre este deporte. Sin embargo, quedé sorprendida cuando el primer ponente mencionó: “estoy muy contento que haya presencia femenina en esta aula”. Con el paso de las sesiones, mis compañeros se percataron que podía tener una conversación inteligente sobre el fútbol tanto que hice grandes amistades que aprendieron de mí y yo de ellos.

En la actualidad las cosas han cambiado y cada vez hay más mujeres aficionadas al fútbol que luchan por tener un lugar en este deporte. Fue hasta el Apertura 2017 que se realizó la primera edición de la liga femenil en México, donde las mujeres demostraron y siguen demostrando la calidad y el gran nivel que muchas de ellas tienen. El público ha respondido de forma positiva y ha aumentado significativamente los aficionados que buscan asistir a estos encuentros, por lo que la Federación Mexicana de Futbol (FEMEXFUT) ha decidido que algunos partidos se disputen en estadios de la primera división varonil.

futbol2

En los medios de comunicación, paulatinamente se ha incrementado la participación de las mujeres en programas deportivos. En un inicio se les veía como un instrumento imprescindible para atraer al público varonil e incrementar el rating. En los últimos años, las mujeres han luchado para no ser vistas como un instrumento sino como personas, por tener un lugar importante y que se escuche su opinión dentro de los medios.

Las mujeres somos capaces de desarrollarnos personal y profesionalmente en el ámbito que nosotras queramos. Apoyémonos de aquellas mujeres que han sido ejemplo de lucha por la igualdad de género, por aquellas que nos enseñan día a día que sí podemos, sin olvidar que también podemos apoyarnos de aquellos hombres que nos respetan y admiran. Es importante mencionar que hay mujeres que se sienten menos capaces que los hombres y dejan de hacer lo que anhelan por lo que juzgan y desaprueban a las mujeres que sí quieren realizarse. A todas ellas les digo que no tengan miedo, que se valoren y dejen los prejuicios a un lado. Yo les platiqué sobre el fútbol porque es lo que me apasiona pero ¿a ti qué es lo que te apasiona? No te dejes llevar por comentarios prejuiciosos y discriminatorios. Busca tus sueños y sigue adelante, que nadie te detenga.

Semblanza:

Karla Horton es comunicóloga, entusiasmada por generar cambios en el presente que impacten positivamente en el futuro. Karla está convencida que la educación y la comunicación son herramientas esenciales para lograr cambios sociales. Orientada a resultados y con una fuerte pasión a los deportes, especialmente al fútbol.

Planea tu vida, no la boda

¿Has escuchado esto? Planear la boda y no la vida es parte de nuestra sociedad. Es más, somos cómplices de que hoy sea una moda… porque pensamos que si no lo hacemos, estamos fuera, ¿no?

Que pienses que esto es verdad es EXACTAMENTE MI PUNTO. Nuestra generación tiene un bully que se ve exacerbado en esta época, como nunca antes. Este bully, también conocido como “presión social”, es mucho más peligroso por las redes sociales y el acceso que abren a nuestra vida personal.

Esta es la escena…

Estás en tus veintes y de repente todas tus redes sociales son ANILLOS! BODAS! EMBARAZOS! … Tal vez puedas ignorar los primeros 10, o 20, pero eventualmente comienzas a ceder y cuestionarte si no eres tú la que está mal. Entonces la ansiedad toca a tu puerta y te pregunta: Oye… ¿y tú pa´ cuando? De repente en las comidas familiares se refieren a ti como “la quedada”.

Ese es el cue que esperabas para desatar una serie de reacciones en automático que te obligan a detener tu vida para empezar a planear tu boda.

dudas

Imagina esto…

Estás planeando tu boda durante un año. Para ti es lo más importante del mundo entero porque piensas que lo único que viniste a hacer a este mundo es tener una boda perfecta y ser la novia perfecta (y que todos sepan lo feliz que eres, por supuesto).

Si de casualidad te fue bien y el bullying y el amor se encontraron al mismo tiempo, puede que seas muy feliz  y que tu  boda  sea increíble. Pasa la fiesta, te duermes. A la mañana siguiente te despiertas, subes la foto del baile de bodas, tus amigos te felicitan. Ahora todos saben que estás casada, y… ¿ahora qué?

Pasamos tanto tiempo haciendo las cosas de acuerdo al estatus quo que descuidamos lo más importante, eso que queremos para nosotras mismas. Puedes consolarte y pensar: “al menos ya estoy casada”. ¿Qué no era eso lo más importante?

freesoul

Entonces vemos la cruda realidad…

¿Qué queremos hacer?, ¿dónde vamos a vivir? ¿este hombre podría ser buen papá?, ¿qué va a pasar si yo quiero trabajar?, ¿si decido dejar de trabajar un momento, él será capaz de mantenerme? Espera, espera… detente ahí, todavía antes de eso hay un paso previo… QUÉ QUIERO DE MI VIDA?

Entonces… respira profundo, no escuches al bully, planea tu vida, y una vez que sepas eso, la boda va a ser mucho más divertida.

Ivana

#QuarterLifeCrisisSurvivor

Instagram: @ivanamaria

Twitter: @ivanamvdb

Comentarios o preguntas: Ivanademaria8@gmail.com

Prevención y detección del Cáncer de Mama

El pasado 22 de mayo, la Fundación IMSS realizó la cumbre Mi Lucha es Rosa 2018, un espacio para la reflexión conjunta de oportunidades para el control del cáncer de mama en nuestro país.

A lo largo de un día, diversos especialistas en la salud, líderes de opinión y figuras del ámbito artístico, deportivo y cultural, debatieron sobre este tema y compartieron sus respectivas experiencias y casos de éxito en torno al fortalecimiento personal. El objetivo de este encuentro, fue concientizar a la población sobre la importancia de la detección temprana del cáncer de mama, pues el 95% de los casos son curables, si éste es detectado a tiempo.

Todas las mujeres podemos vernos afectadas por esta enfermedad en algún momento. Pero podemos minimizar el riesgo y, si se declara la enfermedad, detectarla lo antes posible. En los últimos años, el número de mujeres que mueren de cáncer de mama ha disminuido. La mejora en el cribado explica gran parte de este desarrollo positivo. Este examen no previene la aparición del tumor canceroso, pero permite su detección precoz. Cuanto menos avanzada esté la enfermedad, mayores serán las probabilidades de curación.

 

Factores de riesgo en los que no podemos influir

●El sexo es el factor de riesgo número uno para el cáncer de seno. Los hombres pueden desarrollar la enfermedad, pero mucho más raramente que las mujeres.

●La edad también es un factor de riesgo importante. Cuatro de cada cinco mujeres con cáncer de mama tienen más de 50 años en el momento del diagnóstico.

●De manera similar, las mujeres que tienen una madre, hermana o hija con cáncer de mama en su familia son más propensas a desarrollar la enfermedad.

●Aproximadamente del 5 al 10% de los cánceres de mama se deben a predisposición hereditaria.

 

 

Los riesgos en los que puede influir

Algunos factores de riesgo para el cáncer de seno están estrechamente relacionados con el estilo de vida. Por lo tanto, a menudo es posible evitarlos o al menos reducirlos:

●Las mujeres con actividad física regular están menos expuestas.

●El alcohol y la nicotina aumentan el riesgo de cáncer de mama. Por eso se recomienda limitar el alcohol a pequeñas cantidades, evitar el consumo diario y dejar de fumar.

●Comer demasiada grasa y azúcar también promueve la aparición de la enfermedad. Una dieta equilibrada, rica en frutas y verduras, ayuda a prevenir el sobrepeso y por lo tanto a reducir el riesgo de cáncer de mama.

 

Lo que hay que hacer

El autoexamen de mamas regular es un método simple para detectar cambios en las mamas. El mejor momento para la palpación manual es entre el séptimo y el duodécimo día después de que comienza el período. También es una oportunidad para verificar con un espejo si la apariencia del seno ha cambiado o no.

Importante: todos estos gestos no sustituyen en ningún caso el examen realizado por el médico.

El método más confiable para detectar el cáncer de mama en mujeres mayores de 50 años sigue siendo la mamografía.

Si eres una mujer con un riesgo más alto que el promedio de cáncer de mama, consulta a tu médico de familia.

 

Reacciona rápidamente ante los siguientes síntomas o trastornos

Si notas cualquiera de los siguientes cambios durante tu examen de los senos, díselo a tu médico inmediatamente:

●Presencia (no dolorosa) de un nódulo o una aspereza en el pecho o las axilas

●Cambios en el tamaño, la forma o el color de los senos; cambios en la apariencia de la piel, como   enrojecimiento, protuberancias o retracción de la piel, especialmente en el pezón

●Inflamación del pezón o secreción clara o teñida de sangre

●Dolor o sensaciones de tensión diferentes a las relacionadas con la menstruación

●Diferencia de volumen entre los dos senos

●Pérdida de peso inexplicable

Entre más temprano sea diagnosticado este mal, el tratamiento es más oportuno, por lo que es de suma importancia que las mujeres se hagan la autoexploración mamaria, que es una de las formas en que pueden reconocer signos anormales.

 

Redacción para Dalia Empower: Nancy N. Salazar