Identity

¿Cómo te llevas con tu sexualidad? Reconcíliate con ella y disfruta


shutterstock_514475713 (1).jpg

La psicóloga y tallerista Alicia Delicia te explica cómo conocerte mejor, cómo trabajar tu orgasmo y reconciliarte con tu sexualidad.

Suscríbete a nuestro newsletter

CIUDAD DE MÉXICO. Dejar atrás los tabúes en torno a la sexualidad y ejercerla sin culpa y con responsabilidad es una posibilidad al alcance de las mujeres. Conocerte y sanar puede ayudarte a conectar con tu cuerpo y con tu placer para lograr una vida sexual placentera.

“Yo me dedico a la educación sexual para personas adultas, lo cual no siempre se da (…) Todo el trabajo que yo hago es hacia personas adultas, consciente de que la mayoría ya tuvimos actividad sexual y muchas veces no solo es el proceso de conocerme, también el de sanar por haber vivido una vida sexual donde es muy probable que se hayan vivido distintas violencias”, explica en entrevista para Dalia News+Media, Alicia Delicia, psicóloga, activista y tallerista de educación sexual integral enfocada en el placer.

Te puede interesar nuestro curso: Sé épico

¿Cómo me reconcilio con mi sexualidad?

Conócete

La sexualidad en las mujeres mexicanas suele estar acompañada de sentimientos de culpa, miedo y vergüenza, todos ellos derivados de discursos misóginos y patriarcales que se repiten una y otra vez a lo largo de la vida, explica Alicia.

Pero las cosas no deben mantenerse así. Primero, explica la experta, es importante que te conozcas de forma integral.

“Conocerte a nivel anatómico. ¿Cómo vas a disfrutar si no conoces tu anatomía? En el momento en que empiezo a conocerme, me doy cuenta que estoy diseñada para sentir placer. [También] entender que el órgano de placer que es el clítoris está conectado al otro órgano sexual que es el cerebro”, puntualiza.

Es decir, una cosa es que puedas sentir placer al tacto y otra cosa es que lo vivas como placer. Esto último está relacionado con una experiencia de satisfacción, lo cual depende de cada persona.

“Ni la educación sexual debería ser solo datos y anatomía, ni solo sentires y emociones. Es esta parte complementaria donde hay que entender lo biológico, pero unido a la experiencia humana”, afirma.

También te puede interesar nuestro taller: El arte de la negociación

Es momento de sanar

Otra parte importante es el proceso de sanación, que es individual, pero puede llevarse en compañía. Para comenzar el camino de quitar tabúes, culpas y vergüenza, Alicia Delicia recomienda iniciar un proceso de psicoterapia y acercarte a los feminismos, ya que parte una parte su lucha es reivindicar la sexualidad.

“Me toca mucho en los talleres de masturbación que doy o en la charla de la Vulva y el Clítoris, que llegan tanto morras, como morras con sus parejas o morras que deciden empezar a conocerse porque están empezando una vida sexual con su pareja y dicen: esto no está fluyendo; esto no está chido; quiero trabajar esto de una manera distinta”, indica.

Así que nunca es tarde para conocerte. No importa si llevas años de vida sexual activa o si apenas vas a comenzar; conocerte de manera integral y sanar tu relación con la sexualidad es fundamental para disfrutarla plenamente.

Para la experta es importante recordar que es difícil tener placer si no has hecho el trabajo individual de conocer cómo es tu placer y de identificar todo lo que sientes a lo largo del proceso.

“Si no tienes una visión positiva de la sexualidad y vas teniendo miedo, temor, culpas, inseguridades, no le das paso a que entre la otra experiencia de amor, cariño, ternura, excitación, placer”, asevera.

Lee más: Guía para hablar con tus hijos sobre sexualidad

Desentrañando el orgasmo femenino

De acuerdo con un estudio del Instituto Mexicano de Sexología, en México 5% de las mujeres refiere nunca haber sentido un orgasmo y 25% solo lo experimenta entre una y dos veces de cada 10 relaciones sexuales. ¿Por qué ocurre esto?

Lo primero que hay que comprender es que el orgasmo, que es una serie de contracciones que se dan alrededor de los órganos sexuales y producen placer, es el clímax y la faceta más corta del ciclo de respuesta sexual humana.

Este ciclo es la forma en que reacciona el cuerpo ante la estimulación sexual y que se expresa en forma de placer. Está integrado por deseo, excitación, meseta, orgasmo y resolución.

“(El orgasmo) suele durar para la mayoría de la población 10 segundos. Si le entras al tantra, a lo mucho, lo puedes extender a unos 45 segundos. Esos 45 segundos se van a vivir distintos porque cada orgasmo es único e irrepetible”, enfatiza.

Pero para llegar al orgasmo, es necesario pasar por las fases anteriores del ciclo. Si no lo haces, tu cuerpo simplemente no está listo para tener un orgasmo.

“Para que la excitación suceda son en promedio de 15 a 20 minutos, solamente de estar con otros tipos de estimulación antes de entrar a la meseta para poder llegar al orgasmo. En México, el promedio de actividad sexual es menor a 10 minutos, o sea, está muy cabrón que tengas un orgasmo si ni siquiera está listo tu cuerpo para poder tenerlo”, informa.

Entonces, ¿cómo se llega al orgasmo?

De acuerdo con Alicia, lo primero que debes comprender es que el placer está desde el inicio hasta el final del acto sexual y que es algo que puedes activamente trabajar y buscar.

“El orgasmo se refiere a una de las fases del ciclo de respuesta sexual humana, que es el clímax. Hay que entender que es una respuesta fisiológica. Yo puedo tener un orgasmo y no sentir placer, así como puedo no tener un orgasmo y sentir muchísimo placer”, puntualiza.

En el camino hacia al orgasmo es fundamental descubrir cuáles son tus estímulos sexuales, qué cosas te prenden. Después, viene el proceso de excitación, que es la respuesta fisiológica donde ocurren cosas como la erección de clítoris o la lubricación.

“Luego, llega la meseta y es en ese proceso cuando simplemente estoy disfrutando de la actividad sexual y en la medida en que yo enfoque eso a mis zonas de placer, se puede llegar al orgasmo”, indica.

Escucha nuestro podcast: Las mujeres como fuerza electoral, con Martha Tagle

Una guía para conocer tu placer

alicia delicia.JPG

(Foto: Cortesía de Alicia Delicia)

Si mirarte detenidamente en un espejo o comenzar a autoexplorarte no es suficiente para ti y quieres tener más información sobre tu cuerpo, Alicia Delicia ofrece una charla virtual llamada la Vulva y el Clítoris, en la cual durante dos horas te explica cómo funciona tu anatomía de placer. “Abordo mucha información para sanar y que al final digan: va, ya lo entiendo. Tengo ganas de ir y tocarme”, señala.

Además, ofrece la opción de Caricia Cinema, que es post porno educativo. Ahí puedes consumir pornografía educativa y ética, y conocer de juguetes sexuales que la misma Alicia ha probado.

“Soy yo la que sale (en Caricia Cinema) y lo hago con juguetes sexuales distintos. Se me hace súper potente el poderme regalar algo solo para que yo sienta rico, creo que es de las cosas más potentes que hay”, asevera.